Si eres partícipe de un fondo de inversión seguro que sabes que tu ahorro está bajo el cuidado y el control de un gestor de fondos. Lo que no es seguro es que este gestor sea  una mujer. Así se deprende del Informe de Citywire Alpha Female de 2017 en el que se destaca que sólo uno de cada 10 gestores de fondos es mujer. Este dato revela que no hemos avanzado nada ya que es la misma cifra que encontramos en el informe Alpha Female del 2016.

Además del número de mujeres que gestionan fondos, este año Citywire también ha examinado cuánto dinero gestionan en promedio en comparación con sus homólogos masculinos y el resultado también defrauda: las féminas no solo son menos en la industria sino que además gestionan bastante menos dinero. De 15.316 gestores de fondos en activo que existen en la base de datos de Citywire sólo 1.615 son mujeres. Y de los 25.227 fondos que ha analizado Citywire, 1.708 están gestionados sólo por mujeres o equipos íntegros formados por mujeres (unos $584 billion), sin embargo, 21.321 fondos están gestionado por hombres o equipos completos de hombres ($12 trillions). El resto de los fondos están gestionados por equipos mixtos o de los que se desconoce el género.

Del informe se desprende también que existe una amplia variación en la representación de mujeres en la gestión de fondos según los diferentes países. Pese a estos datos, parece que en España estamos de enhorabuena. Basado en el domicilio de los fondos, España es el país donde existe la mayor proporción de mujeres gestoras de fondos con el 22% de la industria. Además, alrededor de una cuarta parte de los activos bajo gestión, lo que equivaldría a $27 billion, están gestionados por una mujer o por un equipo de mujeres. Esta es la mayor proporción en el mundo.

A España le siguen Francia e Italia, también Singapur y Hong Kong, donde uno de cada cinco gestores es una mujer, el doble del promedio mundial.

Llama la atención que en los EEUU, el centro financiero del mundo, las mujeres únicamente representan el 9% de los gestores de fondos y sólo el 1% de los fondos estadounidenses es gestionado exclusivamente por mujeres que manejan únicamente el 2% de los activos del país.

En el segundo mayor centro de fondos del mundo, Luxemburgo, donde se comercializan la mayor parte de fondos transfronterizos, la mujer sólo representa el 11%. La mayoría trabajan en equipos mixtos, y menos de la mitad tienen fondos propios o gestionados con otras mujeres.

En Alemania, sólo el 5% de los gestores de fondos son mujeres, la proporción más baja de cualquiera de los principales centros de la industria, excluyendo a Brasil, donde el nivel cae al 3%.