Qué sucede cuando quieres realizar inversiones en un fondo que está moviéndose hacia otro comercializador es una pregunta recurrente entre los inversores. La respuesta varía en función de si el fondo al que queremos realizar aportaciones es objeto de un traspaso o de un cambio de comercializador.

Si estás trapasando tu fondo, puedes aportar en tu nueva entidad, sin mayor problema. Cuando el traspaso se materialice, se consolidarán las posiciones.

Sin embargo, si hablamos de un cambio de comercializador, puede haber incidencias con la suscripción, especialmente si el fondo es nacional.

Lo más habitual es que la gestora lo rechace, si no admite dos posiciones en en mismo fondo en dos contratos, a pesar que cuando el cambio de mediador se hubiera ejecutado la posición se consolidaría en un único contrato. Es decir, si intentas realizar suscripciones en un fondo que se encuentra en pleno cambio de comercializador, puede que se denieguen porque la gestora de origen rechace esta orden.

Como señalábamos, si es un cambio de mediador de un fondo nacional, es muy probable que se rechace esta suscripción. En cambio, si se trata de un cambio de comercializador de un fondo extranjero, lo habitual es que las nuevas órdenes se cursen sin problemas.